ACB

El Herbalife Gran Canaria soprende al Barça y se lleva la Supercopa (79-59) sin pasar apuros

image

El Herbalife Gran Canaria ha ganado este sábado su primera Supercopa Endesa tras imponerse (79-59) al Barcelona Lassa en el Fernando Buesa Arena de Vitoria. El partido comnezó con un equipo canaria dominador y así se ha llegado al final del encuentro, sin que se pasaran los apuros previsibles en estas situaciones

Los de Luis Casimiro, muy serios durante toda la final, lograron el primer título de su historia sorprendiendo al gran dominador de la competición, un Barcelona Lassa que disputaba su octava final consecutiva y buscaba la séptima Supercopa en sus vitrinas.

La agresividad defensiva y ofensiva del conjunto canario doblegaron a un equipo blaugrana que aún necesita engrasar las piezas. Bo McCalebb (15 puntos, 5 rebotes, 5 asistencias), Darko Planinic (12 puntos), Kyle Kuric (10 puntos) y Eulis Báez (11 puntos) lideraron a un Herbalife que se puso por delante en el arranque del choque y no dio opciones a su rival.

A los insulares no les tembló el pulso, a pesar de la diferencia de experiencia, para iniciar con un demoledor parcial (17-6, min.5) que aturdió a los barcelonistas. McCalebb y Royce O’Neal tomaron la responsabilidad ofensiva en el comienzo.

Al Barça le faltó conexión con Tyrese Rice

Giorgios Bartzokas tuvo que parar el juego con un tiempo muerto que equilibró ligeramente el choque. Los catalanes no encontraron en Tyrese Rice la némesis de McCalebb y solo Víctor Claver (12 puntos y 7 rebotes) se decidió a coger las riendas para restar diferencias con la segunda unidad canaria en pista.
Kuric -‘MVP’ de la Supercopa- y Planinic dieron descanso a sus compañeros y continuaron atacando la frágil defensa blaugrana, para mantener la diferencia alrededor de los diez puntos toda la primera mitad. Mientras, en el Barça, Ante Tomic acusaba la fatiga por la carga de faltas de Joey Dorsey.

Tras el descanso, otro arreón de Herbalife supuso un parcial de 10-0 que aumentó la distancia hasta más de veinte puntos (60-39). El Barça reaccionó en el tramo final y mejoró su rendimiento defensivo, amagando una remontada que ni siquiera sirvió para maquillar el marcador final (79-59).

En una gran actuación colectiva en defensa y un buen acierto de cara al aro, los pupilos de Luis Casimiro lograron desquitarse de la final de Copa del Rey perdida en 2016 frente al Real Madrid –dirigidos por Aíto por aquel entonces- y la Eurocup de 2015 contra el Khimki, para conquistar el primer título para las vitrinas canarias que levantó el capitán Eulis Báez.

Fuente: rtve.es / ACB Photo




Uso de cookies

Utilizamos cookies para personalizar el contenido y los anuncios, para ofrecer funciones de medios sociales y para analizar el tráfico. También compartimos información de su dispositivo con nuestros partners de medios sociales, publicidad y análisis. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR