Eurocup

El Herbalife Gran Canaria sufre el acierto el Lokomotiv Kuban (71-86)

142019_81_133675_81

El Herbalife Gran Canaria comenzó la segunda ronda de la Eurocup con una derrota en su feudo ante el Lokomotiv Kuban ruso, que de forma sorprendente pasó a esta fase como cuarto clasificado de su grupo, aunque demostró que es un firme candidato a luchar por el título

El equipo de Sasa Obradovic acreditó tener un gran potencial y cobró ventaja desde el primer cuarto, pese al acierto anotador del alero finlandés Sasu Salin, autor de tres triples.

La defensa grancanaria no pudo contener a Matt Janning y Ryan Broekhoff, dos excelentes tiradores, tampoco a Kevin Jones, que hizo mucho daño debajo de los tableros.

Tras finalizar el primer parcial con una ventaja foránea de seis puntos (19-25), el conjunto ruso se fue en el electrónico por once (24-35) tras una canasta de Ian Vougioukas a 6:18 para el descanso.

El Herbalife Gran Canaria no reaccionó, a pesar de que Luis Casimiro rotaba su quinteto y el Lokomotiv Kuban llegó al ecuador del choque con 12 puntos de renta (35-47).

Instantes antes de comenzar la segunda parte, los aficionados locales jalearon a los jugadores amarillos, conscientes de que se presentaba complicado dar la vuelta al encuentro.

De hecho, dos canastas consecutivas de Jones y Baburin hicieron que el Lokomotiv dispusiera de 16 puntos, su máxima diferencia hasta entonces (36-52), a falta de 9:01 para concluir el tercer cuarto.

Según avanzaron los minutos, el Herbalife Gran Canaria fue incapaz de reducir las diferencias. Casimiro sustituyó entonces a McCalebb por Oliver en la dirección de los isleños, que lograron recortar hasta los 10 puntos (49-59).

Dos tiros libros anotados por Hendrix pusieron algo de emoción en el electrónico a 2:08 para terminar este parcial (51-59), pero el Lokomotiv volvió a distanciarse antes de comenzar el último acto con 13 arriba (54-67) gracias a un postrero triple de Janning, poco después de que los colegiados sancionasen con una técnica a Oliver.

Con el encuentro muy cuesta arriba, el Herbalife salió a por todas en el último parcial y se puso a tan solo seis puntos del conjunto ruso (63-69) a falta de 7:29, pero los visitantes impusieron su mejor juego para, un pocos instantes más tarde y gracias a un triple de Janning, disfrutar de un tranquilizador 65-76.

El ambiente decayó en los graderíos del Gran Canaria Arena según se aproximó el término del partido porque la derrota local era irreversible y se consumó pese a los triples de Kuric, que llegaron tarde y, además, fueron insuficientes.

Contenidos EFE / Foto Miguel Henríquez




Uso de cookies

Utilizamos cookies para personalizar el contenido y los anuncios, para ofrecer funciones de medios sociales y para analizar el tráfico. También compartimos información de su dispositivo con nuestros partners de medios sociales, publicidad y análisis. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR