HORFORD EN EL ÚLTIMO SUSPIRO DESHACE LA IGUALDAD (82-81), LOS ATLANTA HAWKS SE PONEN (3-2)

Roberto Anidos
por Roberto Anidos publicado en NBA

El ala-pívot dominicano, el mejor de la serie para Atlanta, encestó una canasta ganadora que dejó en nada la vuelta de John Wall a estos playoffs [VIDEO]

Otro partido más entre Hawks y Wizards, y otro encuentro más que acaba con emoción… nos están mal acostumbrando ambos equipos, la verdad. Porque otra vez ninguno de los dos equipos se decidió a ganar hasta el último segundo. En el tercer encuentro, Paul Pierce anotó el triple ganador para los capitalinos en el último segundo y en el siguiente, en el cuarto, el mismo alero tuvo la opción de llevar el encuentro a la prórroga y esta noche… esta noche todo parecía señalarle de nuevo como héroe de la eliminatoria, hasta que apareció Al Horford para otorgarle la victoria a Atlanta (82-81), el quinto punto de la serie (3-2) y la opción de llegar a la final del Este, algo que con en el sistema de Conferencias nunca han logrado.

El ala-pívot dominicano es el hombre de ese cruce para Mike Budenholzer. Siempre está ahí. Llueva o nieva (como el cartero) siempre da algo más a los Hawks. Ayuda en todas las facetas del juego, nunca se esconde y lidera con su calidad y presencia cuando el equipo se rodea de la oscuridad en una temporada que, seamos sinceros, se le está haciendo muy, pero que muy larga a unos Hawks cuyo juego en estos playoffs, poco (a excepción de pequeños momentos de lucidez) se parece al que maravilló durante la Temporada Regular.

Pero esa es otro cuento. Una historia que deberá ser analizada cuando acabe el curso. Hoy en Georgia es fiesta por la posibilidad de dar un paso más en playoffs y eso que parecía imposible cuando se inició el último cuarto. Los Wizards con John Wall (15 puntos), de vuelta tras perderse los últimos tres encuentros por una fractura en la mano izquierda, no tuvieron muchos problemas para aguantar el ritmo de los Hawks. Con un Bradley Beal, otra vez, enchufado (23 puntos al final del partido), llegaron al cuarto cuarto parejos (63-62) y fueron, con calma, marchándose en el marcador, viendo como poco a poco dejaban a Atlanta en la cuneta debido a una sequía de los locales de siete minutos sin anotar en juego (66-73).

Sería en ese instante cuando empezó la fiesta. Korver, que no había anotado en todo el encuentro, hizo un triple (69-73) que fue respaldado por cinco puntos seguidos de Horford (74-73). Liderato en el marcador. 3:20 por jugarse. Los golpes a la barbilla entre ambos contendientes se sucedían. Carroll encestó con sólo 14 segundos por jugarse (80-78). Medio encuentro para los Hawks, hasta que el eterno Pierce (11 tantos, 3/6 en triples) fusiló desde la esquina izquierda con un triple (80-81). Balón para Atlanta.

Ocho segundos y Schröder dirigía. Un misterio lo del alemán. Divierte y desquicia por igual. Sin término medio. Aunque hay que reconocer su valentía (o locura o llámenlo x). No miró a nadie. Se lanzó con todo a la canasta de los Wizards, Wall taponó el lanzamiento y en un arrebató de fuerza y garra, Horford apareció de la nada. Cogió el rebote ante un incrédulo Nené que cayó al suelo por la fuerza de la locomotora dominicana y encestó sin resistencia: 82-81. Punto, set y partido para Atlanta. “No debía estar involucrado en la jugada, pero cuando vi que la bola se salía, corrí hacia ella”, confesó Horford. Héroe del partido. Héroe de la serie para los de Georgia. Rindámosle un merecido tributo.

FUENTE: nba.es

Uso de cookies

Utilizamos cookies para personalizar el contenido y los anuncios, para ofrecer funciones de medios sociales y para analizar el tráfico. También compartimos información de su dispositivo con nuestros partners de medios sociales, publicidad y análisis. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR