NBA VIDEOS

¿Qué ha pasado en la NBA? Stephen Curry bate el récord de triples; Harden, monstruoso

img_8334

Siete partidos en la noche NBA y récord histórico pulverizado. Los Warriors ganaron a los Pelicans con 46 puntos de Curry, incluidos 13 triples, la mejor marca de siempre. Gentileza de fullbasket.es

Venía de un 0 de 10 ante los Lakers, lo que significaba el fin a una racha de 157 partidos consecutivos anotando un triple. Stephen Curry, el único capaz de discutirle a día de hoy quien es el mejor tirador de la historia a Ray Allen, Reggie Miller y Larry Bird, volvió a hacer historia. Nunca antes ningún jugador había superado los 12 triples en un sólo partido (Kobe Bryant y Marshall). Curry metió 13, con un porcentaje de otro planeta: 13 de 17. Inmortal.

Curry recuperó la sonrisa, el baile después de cada canasta… y anotó desde cualquier posición y fuese quien fuese el defensor que le tapara la visión del aro. Porque él tiene un don especial para encontrarlo y anotar. El Oracle se rindió, una noche más, a los pies del MVP, que acabó con 46 puntos y lideró la victoria de los Warriors ante los Pelicans (116-106). Ni un excelente Anthony Davis (33+13) pudo evitar la derrota de su equipo, la séptima del curso, el peor equipo de la liga. Y eso que llegó a remontar 20 puntos, pero acabó sucumbiendo a la muñeca más prodigiosa de la década.

“Creo que tuve el toque perfecto de muñeca y después de los fallos en los últimos partidos todo volvió a la normalidad”, declaró Curry, que suma ya siete partidos como profesional en los que al menos ha anotado 10 triples.

Gordon Hayward ha vuelto para liderar, y pese a la baja de George Hill, los Jazz no tuvieron problemas para deshacerse de unos Sixers muy irregulares y que siguen sin conocer qué es ganar este año (84-109). Anoche, el alero de Utah se fue hasta los 20 puntos, bien secundado en la pintura por Favors (16+14) y un Hood que se consolida en el perímetro (18). El partido tuvo poca historia, porque los de Salt Lake City ganaron todos los cuartos, defendiendo a la perfección en algunos momentos, aunque con los Sixers todo es más fácil. Embiid se cargó de faltas y el Chacho, en 28 minutos, repartió 5 asistencias, perdió 3 balones y acabó con 6 puntos.

Los Thunder siguen en buena línea, y cada vez necesitan un poco menos de Westbrook para ganar los partidos. Anoche, 97-85 ante los Heat, que estuvieron mal en el tiro (37%) y no tuvieron a nadie que aportase lo necesario para competir ante los de Oklahoma (Whiteside se quedó en 5 puntos). El parcial de 20-0 en el tercer cuarto fue definitivo, con un Westbrook arrollador (14+5+11) y un Sabonis que jugó su mejor partido en la NBA (15+10), aprovechando los minutos al máximo. Kanter sigue produciendo mucho en poco (24 puntos en 21 minutos). Desde 2008 los de OKC no comenzaban la temporada con un 6-1. Quien nos lo iba a decir este verano.

James Harden sigue firmando una temporada, a nivel individual, de otro planeta. El base de los Rockets aportó otro doble-doble de 32 puntos y 15 asistencias, suficiente para que el equipo texano ganase en Washington 106-114, que sigue dejando malas sensaciones. Y eso que Harden comenzó mal el partido, con sólo una canasta y 5 pérdidas en el primer cuarto, pero a partir de ahí fue una apisonadora. Nadie desde Michael Jordan en la temporada 1988-89 enlazaba cuatro partidos seguidos con, al menos, 30 puntos y 10 asistencias. Tuvo el apoyo de Ryan Anderson (23 puntos), que llegó a los 1.000 triples en la NBA. John Wall hizo historia para el equipo capitalino y ya es el máximo asistente de siempre en la franquicia, superando a Unselde.

Paliza sin paliativos de los Clippers a unos Pistons (114-82) que se vieron abrumados por la exhibición coral de los angelinos, líderes en el Oeste junto a los Thunder (6-1). El primer cuarto ya marcó el devenir del encuentro, con un 33-15 para los de Doc Rivers, que al descanso ampliaron la ventaja hasta los 30. Griffin rozó el triple-doble (13+10+9) y sigue recuperando sensaciones, aunque fue Chris Paul (9 asistencias) la batuta de un equipo al que se le ve más sólido que nunca. ¿Será esta la temporada en la que los Clippers podrán ser alternativa a Warriors y Spurs (con permiso de OKC)?

Jimmy Butler anotó 20 puntos y lideró el ataque de los Bulls, que se impusieron por paliza de 112-80 a los Magic, cortando así una racha de tres derrotas seguidas. Junto a Butler, esta vez también destacó el ala-pívot Taj Gibson al aportar un doble-doble de 16 puntos y 11 rebotes. Dwyane Wade consiguió 16 puntos y el alero reserva Doug McDermott anotó 11 puntos. Aaron Gordon, con 15 puntos, el único que se salvó de Orlando, que volvió a jugar un partido deplorable.

Acabamos con otra dura derrota, la de los Pacers, que cayeron ante los Hornets (122-100) en un partido sin demasiada historia, porque los de Charlotte siempre fueron por delante, ganaron todos los cuartos y controlaron el tempo ante un equipo, Indiana, que sigue sin transmitir absolutamente nada. Balance de 3-4, con las cuatro derrotas producidas fuera de casa. Los de McMillan fueron un horror defensivo, permitiendo 75 puntos de los Hornets al descanso (43 en el primer cuarto, 30 a los seis minutos). Cifras intolerables si quieres ganar un partido. Kemba Walker, que sigue mejorando día a día, acabó con 24 puntos y 10 asistencias, siendo el líder de una franquicia que está ya 5-1 y en la que hasta ocho jugadores llegaron a los dobles dígitos en anotación.

Photo NBA Media




Uso de cookies

Utilizamos cookies para personalizar el contenido y los anuncios, para ofrecer funciones de medios sociales y para analizar el tráfico. También compartimos información de su dispositivo con nuestros partners de medios sociales, publicidad y análisis. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR