UNA FALTA PERSONAL NO PITADA QUE PUDO HABER CAMBIADO EL RESULTADO DEL PARTIDO DALLAS VS MINNESOTA

por santiloro publicado en NBA

Por David Valladares (@dvalladares6)

Nada más finalizar el partido que el pasado lunes enfrentó a los Mavericks contra los Timberwolves en el Target Center de Minnesota, y que finalizó con victoria del equipo tejano por 100-98, la estrella de los Wolves Kevin Love se mostró absolutamente indignado y convencido de que el jugador de los Mavericks Shawn Marion le había hecho falta en el último tiro, falta que los árbitros, y más concreto, Ed Malloy, el colegiado que estaba más cerca de la jugada, no supieron apreciar.

Por David Valladares (@dvalladares6)

Nada más finalizar el partido que el pasado lunes enfrentó a los Mavericks contra los Timberwolves en el Target Center de Minnesota, y que finalizó con victoria del equipo tejano por 100-98, la estrella de los Wolves Kevin Love se mostró absolutamente indignado y convencido de que el jugador de los Mavericks Shawn Marion le había hecho falta en el último tiro, falta que los árbitros, y más concreto, Ed Malloy, el colegiado que estaba más cerca de la jugada, no supieron apreciar.

Nada más finalizar el partido que el pasado lunes enfrentó a los Mavericks contra los Timberwolves en el Target Center de Minnesota, y que finalizó con victoria del equipo tejano por 100-98, la estrella de los Wolves Kevin Love se mostró absolutamente indignado y convencido de que el jugador de los Mavericks Shawn Marion le había hecho falta en el último tiro, falta que los árbitros, y más concreto, Ed Malloy, el colegiado que estaba más cerca de la jugada, no supieron apreciar.

Pues bien, la NBA, a través de su Presidente de Operaciones, Rod Thorn, emitió un comunicado en el cual dan la razón a Kevin Love y admiten el error arbitral: “Una vez revisado el vídeo al finalizar el encuentro, podemos afirmar que el jugador de Minnesota Kevin Love recibió una falta personal en el brazo derecho por parte del jugador de Dallas Shawn Marion al intentar un tiro de dos puntos”. “Love debería haber lanzado dos tiros libres cuando quedaba un segundo en el reloj”.

Después del partido la estrella de los Wolves lo tenía claro: “Creo que era bastante evidente, bastaba con haber visto la repetición”, dijo Love. “Si te fijas en la repetición es obvio que me golpea en el brazo. No sabía cómo reaccionar. No podía gritarle (al árbitro). No iba a servir de nada, pero al menos salí de la cancha con la cabeza alta”.

FUENTE: COURIER POST ON LINE


Comentar

Uso de cookies

Utilizamos cookies para personalizar el contenido y los anuncios, para ofrecer funciones de medios sociales y para analizar el tráfico. También compartimos información de su dispositivo con nuestros partners de medios sociales, publicidad y análisis. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies