Los Mavericks tienen que ganar tiempo a la espera de la vuelta de Doncic a las canchas y han evitado un (0-2) que sería muy peligroso para ellos con un gran victoria

Fue un partido disputado donde Dallas jugó con la misión de hacer daño con un ataque más vertical, con más transiciones y hacer correr a Gobert lo máximo posible. Una táctica que le permitió dominar el tempo del juego y finalmente llevarse una importante victoria.

El ritmo, pero también el acierto en el triple, personificados en dos jugadores, que fueron una pesadilla para la defensa visitante, Brunson, que terminó con 41 puntos, 8 rebotes y 5 asistencias, con 6/10 en tiros lejanos, y Kleber, que saliendo desde el banco se destapó con 25 puntos, y 6 rebotes, con un impresionante 8/11 en triples.

Dos jugadores que además anotaron 10 puntos cada uno en el último cuarto, cuando se jugó la victoria, con un claro parcial para Dallas de (23-33). Por contra Mitchell asumió la responsabilidad sin éxito, con 3/11 en tiros de campo en este parcial.

Utah apostó por ser fuertes en defensa en su zona media e interior y buscar el fallo en el tiro lejano, pero con 22/47 de Dallas la apuesta fue claramente errónea.

En Dallas hay que también destacar a Dinwiddie, con 17 puntos y 6 asistencias, y Bullock, 11 puntos y 4 asistencias.

En Utah Mitchell fue el máximo anotador con 34 puntos, pero con un nefasto 13/30. Bogdanovic fue el más regular con 25 puntos, Clarkson, 21 puntos desde el banquillo, O`Neale, 12 puntos y 9 rebotes, y Gobert, 8 puntos, con solo dos canastas en juego de cinco lanzamientos, y 17 rebotes.

Foto: AP