Lanzado de inicio por Salin (18 puntos) y dejando sin premio el partidazo de Moneke (43 val), el Lenovo Tenerife se ha impuesto al BAXI Manresa (94-83), para sellar así de forma matemática su presencia en el Playoff de la Liga Endesa

El acierto en el tiro exterior fue vital para que el Lenovo Tenerife se impusiera este sábado al BAXI Manresa (94-83), un triunfo que les asegura a los isleños un puesto en el Playoff por el título de la Liga Endesa. Ahora su objetivo se centrará en intentar terminar entre los cuatro primeros y ser cabeza de serie.

Partido intenso, duro y muy disputado por dos equipos que el próximo fin de semana afrontarán la Final a Cuatro de la Liga de Campeones FIBA en Bilbao.

El BAXI Manresa llegó al Santiago Martín con las importantes ausencias de Dani Pérez, Dani García y Sylvain Francisco, pero pese a todo se mantuvo hasta el final en el choque hasta que le fallaron las fuerzas. La efectividad de Aaron Doornekamp y de Kyle Wiltjer en estos instantes finales acabó con las opciones de un equipo catalán siempre muy duro.

La falta de anotación de Shermadini –su primera canasta la anotó en el minuto 38 de partido- y los errores de Fran Guerra en el tiro libre -0/5- no se notó en exceso ante el buen juego de sus compañeros exteriores.

Sasu Salin fue, sin duda, el gran protagonista del inicio del partido anotando cinco triples consecutivos sin que el rival pudiera con él. Thomasson fue el primero en defenderlo y luego le tocó el turno a Rafa Martínez, pero el escolta finlandés estaba muy fino en el tiro exterior.

Como actor secundario, Aaron Doornekamp que, con tres triples, volvió loca también a la defensa visitante, la de un BAXI Manresa que, pese a los buenos porcentajes de acierto de los locales, se mantuvo firme en el choque merced al buen hacer en ataque de Moneke, que terminó este cuarto con nueve puntos, y de Thomasson, muy batallador y que aportó siete puntos en los primeros diez minutos.

En el segundo acto bajó la anotación de los dos equipos ya que era muy complicado igualar el acierto de los primeros diez minutos. Los locales mantenían su fortaleza en los exteriores y a la “ausencia” en anotación de Salin, Doornekamp aportó lo suyo y se unió Kyle Wiltjer también acertado desde fuera.

Pedro Martínez, entrenador del BAXI Manresa, buscaba encontrar ese momento para darle un giro al partido. Salin se había quedado sin “gasolina” y era el momento de que ellos lograran dar la vuelta al choque, pero en este segundo cuarto tanto Moneke como Thomasson estuvieron mucho más vigilados y tuvieron menos ocasiones para anotar.

Poco a poco, el Lenovo Tenerife fue aumentando las distancias en el marcador y alcanzó su máxima renta antes de llegarse al descanso con un 54-40 que les daba ese pequeño respiro para afrontar la segunda mitad.

La diferencia que había acumulado el Lenovo Tenerife en los dos primeros cuartos fue vital para los dos siguientes. El BAXI Manresa salió tras el descanso más entonado y aprovechó las dudas locales para enlazar un parcial de 6-15 y ponerse 60-55, pero Txus Vidorreta lo paró con un tiempo muerto para reorganizar a su equipo y, de nuevo, mantener las distancias entre los ocho y diez puntos.

Los dos equipos llegaron a los diez últimos minutos con las fuerzas justas, pero fue el Lenovo Tenerife el que supo mantener el control del juego y terminar ganando. Los triples de Doornekamp y Wiltjer en esta parte final del choque fueron claves, así como el trabajo atrás sobre hombres tan importantes como Moneke y Thomasson, que les terminó de dar el billete para el Playoff.

94 – Lenovo Tenerife (30+24+18+22): Huertas (10), Salin (18), Rodríguez (-), Doornekamp (17), Shermadini (7) –inicial-, Fitipaldo (8), Sastre (7), Wiltjer (19), Guerra (8), Sulejmanovic (-) y Borg (-).

83 – BAXI Manresa (25+15+21+22): Naspler (5), Thomanson (16), Moneke (25), Valtonen (12), Sima (4) –inicial-, Martínez (4), Bako (5), Vaulet (6), Steinberg (-) y Maye (6).

Contenidos efe • acb Photo