Fenerbahce BEKO, el proyecto más sólido de la actual EuroLeague

Roberto Anidos
por Roberto Anidos publicado en Euroleague

Los turcos con un balance de (19-3) están intratables, y con su contundente victoria ante el Panathinaikos se han clasificado a falta de ocho jornadas, para los playoffs. Los de Obradovic son el equipo proyecto más solido, el equipo del momento

Solo tres equipos tienen el privilegio de decir que han sido capaces de ganar al Panathinaikos esta temporada, el Anadolu Efes, en la 4º jornada, por seis puntos, el Khimki, en la 17º jornada, también por seis, y el Bayern Munich, en la 21º jornada, por cuatro puntos.

Con la excepción de Nicolo Melli, Obradovic es poco amigo de salir siempre con el mismo quinteto titular. El maestro serbio empieza los partidos en virtud a la táctica necesaria ante el rival que se enfrente. Aún así vamos escoger un quinteto titular, por partidos salidos de inicio y los minutos en pista.

El cinco más utilizado por el Fenerbahce lo forman Kostas Sloukas (11.2 puntos y 4.7 asistencias) de base, y eso que Ali Muhammed (ex Bobby Dixon) ha salido tantos partidos como el heleno de titular, pero los minutos de Kostas y su rol como director al mando y capacidad de amenaza ofensiva le convierten en el referente de los griegos en el puesto de base.

En las alas salen con Marko Guduric (8.6 puntos y 2.3 rebotes) y Nikola Kalinic (9.2 puntos y 2.9 rebotes). Obradovic lo tiene claro, confía plenamente en sus compatriotas, y ellos responden jugando a un enorme nivel, con un gran grado de sacrificio y buenos porcentajes en el tiro.

Por dentro nos encontramos de inicio con el citado Nicolo Melli (7.6 puntos y 4.4 rebotes), seguramente uno de los jugadores interiores más completos del viejo continente, un seguro de vida en todo momento, y Jan Vesely (14.4 puntos y 5.6 rebotes), actualmente lesionado, el checo es el jugador franquicia de los turcos, el más valorado, y un factor diferencial siempre que esta en la cancha.

Desde el banquillo saldrán muchos jugadores acostumbrados a salir también como titulares, dispuestos a ser el jugador clave cuando menos nos lo esperemos, y verdaderas estrellas que en otros equipos de EuroLiga serían titulares indiscutibles.

El citado Ali Muhammed (7.8 puntos y 2.3 asistencias) actúa como revulsivo, capaz de cambiar un partido con su sola presencia, en las alas nos encontramos con Erick Green (4.7 puntos) que llegó como sustituto del lesionado Tyler Ennis, y ha logrado acomodarse a un nuevo rol al que no estaba muy acostumbrado, y a Luigi Datome (8.8 puntos y 3.2 rebotes), un jugador completísimo y que verlo salir desde el banquillo es un verdadero lujo. Melih Mahmutoglu (5.8 puntos) y su capacidad tiro, y Sinan Guler (1.1 punto), siempre dispuesto a ayudar cuando le dan minutos, completan el fondo de armario del juego exterior de los turcos. Por dentro la pareja interior que completa el juego cerca del aro, son Joffrey Lauvergne (8.5 puntos y 2.6 rebotes) y el turco Ahmet Duverioglu (3.1 puntos y 2.5 rebotes).

La clave del líder es su gran tono general en su juego, con unas medias de 84 puntos (recibe 73), 31 rebotes, casi 20 asistencias, y unas comedidas 11 perdidas por partido, sus buenos porcentajes con casi un 60% en tiros de dos y un 44% en triples, además de un 80% en tiros libres. Una maquina casi perfecta de un equipo donde la coralidad de su grupo y sus múltiples recursos que dispone con hasta 9 jugadores de un gran nivel y con sentido de grupo y por la causa.

Estamos ante uno de los proyectos más sólidos en lo deportivo de los últimos años en la EuroLiga, disputando las últimas cuatro final four, rumbo salvo sorpresa de la quinta, tres últimas finales, y campeones en el 2017, y este año quieren seguir ampliando su racha.

Foto: fenerbahce