Vuelve la NBA con LeBron James, así jugó para ganar su último anillo

por Xabier Sanmartin publicado en NBA Opinión

LeBron James empieza a ser un tótem más que un jugador. Vuelve la NBA con la temporada 2020-2021 y su figura reina como nunca. Suma 17 temporadas consecutivas en la NBA, inicia ya la 18º y, tras su último anillo con los Lakers, ahora reforzados con Marc Gasol para la temporada, su descomunal carrera obliga a echar un ojo a ese triunfal curso pasado. Así jugó

El DNI miente pero… no del todo.
El primer dato llamativo nos lleva a su DNI. LeBron James tiene, leedlo bien, 35 años (36 el 30 de diciembre) y el curso pasado, el de 2019-2020 fue el de su menor presencia en cancha en la temporada regular, con 34,6 minutos. Sin embargo, cada vez saca mejor rendimiento al tiempo en el parqué

Firmó durante ese curso una media de 19,4 puntos, dato mejor que el promedio de 9 de sus 16 años previos. Insisto, con 35 primaveras a su espalda.

Vayamos a otro apartado, capturó 7,8 rebotes por día, la peor cifra de los últimos cuatro años, vale, pero solo en seis ocasiones a lo largo de su carrera estuvo más brillante a nivel reboteador, es decir… no merece la hoguera aunque sea cierto que ahora rara vez caza un balón suelto en ataque (ahí, que se peguen los jóvenes, debe pensar The King).

Más años igual a menos egoísmo.
Esta es una afirmación que no vale para jugadores como Harden pero que se labra en mayúsculas en el actual estilo de King James. Entre sus virtudes a la hora de entender el juego ha ido descubriendo que conviene que haya puntos para todos los compañeros si luego pretendes que todo el mundo ayude a poner ladrillos en el edificio de un nuevo
anillo basado en un rascacielos en ataque y una buena trinchera defensiva, con Anthony Davis como gran guardián. Dicho de otro modo, aquello de… “Solo no puedes, mejor con amigos”. ¿Por qué si no ficha(n) a Marc Gasol, un magistral pívot pasador?

Analizando sus 17 cursos NBA, vemos que LeBron James suele dar 7,4 asistencias por noche pero en el transcurso de esa atípica liga 2019-2020 que tuvo como añadido burbujeante las finales en Orlando… se fue hasta las 10,2, ¡casi tres más!, y casi el doble que cuando era rookie. ¿Evolución? No, revolución, y punto.

Distinta tarjeta de tiro.
Vayamos con sus puntos en la pasada temporada. Metió 25,5 p. de media, la peor cifra de los últimos cuatro años pero con llamativas diferencias en su forma de anotar. Su porcentaje de dos fue el peor de sus seis últimos años (49%) pero si nos fijamos en los cursos 2014-2015 y 2015-2016, cuando promedió esos mismos 25,3 tantos en cada
partido de liga regular, comprobamos que en 2019-2020 lanzó y metió más triples a cambio de intentar y lograr menos tiros libres (nunca ha sido su punto más fuerte). Ese mar de estadísticas refleja cómo ha ido ganando radio exterior la tarjeta de tiro de Lebron.

Triples, LeBron se une a la fiesta.
Por primera vez en su vida, durante el pasado curso y el anterior, LeBron salió de cada partido con, al menos, dos triples logrados. En ese dominador curso de Los Angeles Lakers sellado con el título, él intentó y anotó más tiros de tres que nunca, con un buen 35% de acierto. Ese es su octavo mejor resultado desde esa distancia en 17 temporadas y teniendo en cuenta que lanzó más que nunca… Está claro, James se sumó a la fiesta de los triples a gogo y con bastante fortuna.

Juega menos pero pesa casi lo mismo.
Revisando estadísticas de las derrotas de los Lakers en 2019-2020, se constata que fue el curso con menos minutos de LeBron pero sin restar su influencia numérica y emocional en el equipo.

En 13 de las 17 derrotas de la franquicia californiana James estuvo por debajo de su porcentaje habitual de acierto en tiros de campo (fue más del 49%). Sumemos a ello que acabó con 46 dobles-dobles y 13 triples-dobles… y entenderemos porque el nivel de concentración de LeBron en la burbuja era el de quien estaba obligado a ganar y además, estaba convencido de hacerlo y además capacitado para servir de ejemplo ante el colectivo de cara a ganar su cuarto anillo. Y repito, todo con 35 años tras 17 seguidos en el cielo. ¿Admite o no admite comparaciones con Michael Jordan?

Por Xabier Sanmartin Cuevas, periodista autor del libro Aquellos Maravillosos Aros [63 reportajes sobre grandes protagonistas del baloncesto de los años 80 y 90 de ACB, NBA…], que ahora lanza segunda edición ampliada y revisada.

https://libros.com/comprar/aquellos-maravillosos-aros/

Fotos: NBC Sports; Sport360