[1-0] Teodosic y De Colo marcan la diferencia ante un combativo Baskonia (98-90)

Roberto Anidos
por Roberto Anidos publicado en Euroleague Notas de prensa Euroleague VIDEOS

Primer punto de la eliminatoria para un CSKA Moscú que sufrió para ganar a los vascos. Baskonia se repuso a un complicado inicio. En el último cuarto, Shane Larkin se puso la capa de superhéroe, pero no logró darle la victoria a los suyos

Los cuartos de la Euroliga abrían con un partidazo entre el segundo clasificado y el séptimo. CSKA Moscú y Baskonia se veían las caras por una preciada plaza en la Final Four 2017 de Estambul. La plaza iba a estar cara, pese a que los moscovitas llegaban como claros favoritos y aspirantes al torneo.

El partido comenzaba con muchas complicaciones para Saski Baskonia. Un ciclón de baloncesto llamado CSKA Moscú le caía encima. De las manos de Nando de Colo y Kyle Hines, que dominaba el interior, llegaban las primeras diferencias. El americano, con su escaso 1´98, era capaz de dominar a los interiores vitorianos e, incluso, hacerse con ellos.

Baskonia, quizá, pagaba los nervios y la presión, a la cual están más que acostumbrados los hombres de Dimitris Itoudis. Los baskonistas, pese a ello, habían logrado aguantar los primeros arreones con el golpeo de canastas. Pero desde ahí, CSKA Moscú supo imponer su categoría e imponerse en el marcador para marcharse de once. Baskonia tenía que reaccionar.

En el primer cuarto, solo Rodrigue Beaubois estaba llevando el peso ofensivo. Más jugadores tenían que aparecer. El Megasport Arena, pese a la enjundia del partido, estaba prácticamente vacío. Debido a ello, el ambiente era frío. Pero Baskonia sabía como hacerlo encender. En el segundo cuarto, llegó su momento. Bajaron la diferencia de esos once puntos. Había que terminar el trabajo de la segunda parte del primer cuarto. La caraja de CSKA Moscú era curiosa. Baskonia estaba encendido.

Ya se había hecho lo más difícil, Baskonia volvía a estar en el partido. Ahora, tocaba volver a dominar. Como es el baloncesto, con el gran juego del cuarto, Baskonia lograba obtener pequeñas rentas debido al intercambio de canastas entre ambas escuadras. La aportación de Rafa Luz desde el banco fue más que importante para el ataque de Baskonia, que se iba perdiendo al descanso de cuatro. Llovía menos, pero había que remar.

Tras el tiempo de asueto, el tercer cuarto había comenzado con las sensaciones que nos habían dejado el primer cuarto. CSKA Moscú salía muy atento, posiblemente su entrenador les habría puesto las pilas, y no se iba a dejar sorprender. De nuevo, el conjunto baskonista tendría que volver a remar. Ahora era Johannes Voigtmann quien sostenía el ataque vitoriano.

Baskonia tenía que centrarse en la defensa. Así lo hizo Thornike Shengelia, que colocó un tremendo tapón. Era el camino a seguir. La diferencia, de nuevo, volvía a moverse entre los nueve puntos, favorables a CSKA. Posiblemente, uno de los puntos de inflexión fue el 2+1 de Ilimane Diop, que colocaba a su equipo a cinco puntos. Pero, de nuevo, un arreón local ponía el +8 al final del cuarto. Un cuarto, era todo o nada.

Arrancaba el último cuarto. Llegaba el territorio favorito de Shane Larkin, que no había tenido su mejor partido, pero era su hora. Él lo sabía. Dicho y hecho. Los suyos lo necesitaban y se puso el mono de trabajo. Larkin anotaba varios triples y canastas seguidas para volver a igualar las cosas. Baskonia estaba vivo, muy vivo gracias a Shane Larkin. Pero CSKA no se estaba quieto, ahora el partido estaba al nivel del partido que era. Muy emocionante. Nos esperaban unos últimos minutos muy bonitos.

Lamentablemente para los nuestros, en el otro equipo juega un tal Milos Teodosic, que también es muy bueno. El serbio anotaba un triple a falta de dos minutos, y De Colo, tras fallo baskonista, también anotaba. La diferencia era de cuatro puntos, y una falta de Rodrigue Beaubois a falta de veinte segundos, prácticamente las opciones visitantes. Baskonia hacía faltas tácticas, pero Nando de Colo no fallaba. El primer punto de la eliminatoria era para CSKA Moscú con el resultado de 98-90, pero el jueves Baskonia tendrá otra batalla que librar.

CSKA Moscú – 98 (26+18+28+26): De Colo (17), Teodosic (22), Augustine (9), Fridzon (6), Jackson (8), Antonov (5), Freeland (-), Vorontsevich (5), Higgins (12), Khryapa (2), Kurbanov (6), Hines (6).

Saski Baskonia – 90 (19+21+22+28): Larkin (17), Voigtmann (12), Hanga (12), Sedekerskis (-), Beaubois (13), Blazic (0), Diop (5), Tillie (2), Laprovittola (0), Shengelia (12), Budinger (8), Luz (9).

Estadísticas

Fuente: capitaldeporte.com • Foto: EuroLeague Media

Uso de cookies

Utilizamos cookies para personalizar el contenido y los anuncios, para ofrecer funciones de medios sociales y para analizar el tráfico. También compartimos información de su dispositivo con nuestros partners de medios sociales, publicidad y análisis. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies