FIBA AMÉRICAS: CON UNA GRAN DEFENSA, MÉXICO SE IMPUSO A BRASIL (65-58)

Roberto Anidos
por Roberto Anidos publicado en FIBA

Los de Valdeolmillos no tuvieron una noche certera con el aro, pero con defensa terminaron venciendo a un tibio Brasil por 65 a 58

El prometedor encuentro que cerraba la tercera jornada del Preolímpico, arrancó con el local mucho más concentrado e intenso que Brasil. Los de Magnano sufrían la agresividad defensiva de su rival y se llenaban de pérdidas, mientras que en el otro costado no podían detener a Gustavo Ayón. Así, México se fue temprano al frente por 11 a 6.

De a poco, Brasil se fue metiendo en partido y de hecho igualó rápidamente el resultado (11-11) con una bomba de Guilherme. De todas maneras, el dueño de casa seguía mostrándose superior y tomó ventaja de tres con una bomba de Juan Anderson, más la continuidad de Ayón (11 en el primer cuarto). Igual, los brasileros lograron cerrar apenas uno abajo (18-17), luego de una bandeja de Rafa Luz sobre la chicharra, ante una distracción defensiva de los de Valdeolmillos.

Los mexicanos continuaron su dominio en los primeros minutos del segundo parcial, abriéndolo con un 6-0 para escaparse por 24 a 17. El estadio parecía caerse sobre un Brasil que lucía sobrepasado, pero que no iba a tardar en reaccionar.

La mejoría de los sudamericanos vino de la mano con el ingreso de Rafael Mineiro, primero con un volcadón y luego con una bandeja para empatar el marcador. México ya no tenía eficacia, sobre todo cuando la bola no le llegaba a Ayón y una corrida de Vítor Benite redondeó un 9-0, con el cual la visita se fue adelante por 26 a 24.

El resto de la mitad se jugó al ritmo que quiso Brasil, es decir, uno de bajas posesiones y sin dejar que el público sea factor. Al local se lo notaba algo nervioso y sin precisión (1 de 8 en triples), lo cual le permitió a los dirigidos por Magnano mantener la delantera (32-30) al llegar al descanso largo. La diferencia era exigua, pero el plan de juego estaba siendo llevado a cabo a la perfección y el encuentro se desarrollaba en el terreno buscado por los brasileros.

En el inicio del tercer parcial, Brasil mantuvo un muy buen rendimiento defensivo, pero se olvidó del otro costado, algo que a la larga terminaría pagando. De hecho, ninguno de los dos equipos anotó un sólo gol de campo en los primeros cinco minutos del segundo tiempo.

¿El primero en romper esa tendencia? El local, que con penetraciones de Juan Anderson y Gutiérrez se adelantó en el marcador. Para colmo, los brasileros terminaron muy mal el cuarto, con alguna pérdida infantil que México supo convertir en puntos en el otro costado, para meterse a los últimos 10 minutos adelante por 48 a 43.

Aún cuando ofensivamente los mexicanos estaban en una noche oscura (1 de 19 en triples), la marca era excelente y su rival ahora era el que no encontraba los caminos por ningún lado. Encima, Ayón siguió sumando cerca del aro y luego de una falta sin sentido de Luz a Orlando Méndez mientras tiraba de tres, el marcador quedó 54-45.

Debido a los problemas en la anotación que tuvo Brasil, una vez que México llevó la distancia al doble dígito, el duelo estuvo prácticamente cerrado. Augusto Lima tuvo alguna pequeña rachita esperanzadora para los visitantes, pero la misma quedó en poco y entre Gutiérrez y el control del rebote ofensivo de parte de los mexicanos (bajaron 17), el juego se quedó para los norteamericanos por 65 a 58.

El triunfo tiene un doble mérito para México, por haber ganado fuera de su escenario ideal. El tiro no entró, tampoco pudieron sumar en transición, pero aún así, terminaron imponiendo su defensa para llevarse los 2 puntos. Los equipos que saben ganar jugando mal, son los más peligrosos de todos.

México (65): Jorge Gutiérrez 14, Orlando Méndez 8, Juan Toscano Anderson 5, Héctor Hernández 6 y Gustavo Ayón 27 (FI); Paul Stoll 0, Marco Ramos 2, Francisco Cruz 2 e Israel Gutiérrez 2. DT: Gustavo Valdeolmillos.

Brasil (58): Rafa Luz 2, Vítor Benite 23, Marquinhos 2, Guilherme 5 y Joao Batista 6 (FI); Ricardo Fischer 0, Augusto Lima 8, Leo Meindl 4, Olivinha 3 y Mineiro 5. DT: Rubén Magnano.

Parciales: 18-17, 30-32, 48-43 y 65-58.
Árbitros: Sasa Pukl, Jorge Vázquez y Michael Weiland.
Estadio: El Palacio De Los Deportes.

Redactado por Juan Estévez de basquetplus.com
Foto: fiba.com

Uso de cookies

Utilizamos cookies para personalizar el contenido y los anuncios, para ofrecer funciones de medios sociales y para analizar el tráfico. También compartimos información de su dispositivo con nuestros partners de medios sociales, publicidad y análisis. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR