Análisis SuperManagerKIA Pirata: Segunda vuelta con debate estadístico (J18)

Aketza ...
por Aketza ... publicado en SuperManager

¿Tu pelota anti-estrés vive llena de agujas de vudú? ¿El F5 de tu teclado tiene marcada a fuego tu huella dactilar? ¿Te suena de algo el término NAF? ¿Creas tus propias reglas para después incumplirlas y echar la culpa a los demás? Bienvenido al club. ¡Eres de los nuestros! Y por eso Piratas quiere acompañarte en tus andanzas a través de este vicio, digo… juego llamado #SuperManagerKIA. No te pierdas nuestros consejos para avanzar en la temporada con buen pie. ¡Entra!

supermanager

Este aporte es una mera guía, una ayuda, para resolver posibles dudas. No nos hacemos cargo de los suicidios colectivos por ventas masivas de MVPs ni compras al por mayor de LVPs. Si aún así alguien tiene la tentación, cuidado, ¡somos Piratas! Como siempre, por evitar molestias a @PIRATASBASKET, si os surge alguna duda, algún malentendido o queréis mandar algún regalo, os contesto yo mismo en mi cuenta de twitter, más que nada porque en la otra cuenta no os van a poder dar respuesta alguna: @aketzavm.

Agradecería que si se me preguntan cosas vía twitter sean preguntas específicas, no cambios completos o situaciones/dudas ya explicadas en el artículo. Os suelo responder siempre a todos pero a veces el número de mensajes necesario para explicar alguna situación se hace pesado, y al final es volver a decir lo mismo que en el análisis. No hago equipos, no hago cambios masivos; la gracia es que cada cual juegue con su equipo. Solo dudas, please. Dicho esto, como siempre, GRACIAS POR LEERNOS

Comienza la segunda vuelta y se nos acumulan los condicionantes. Habrá que ver qué solución les ponemos a los que nos llegan desde el calendario y qué podemos explicar de los derivados desde los movimientos habidos en el mercado. Antes de comenzar, no sea que se nos olvide, saludar a los compañeros de Punto Pelota Obra (Santiago TV), que recibió la visita de Piratas del Basket esta semana. Esperemos que sea la priimera de una larga lista de visitas. Como en el programa tienen su propia liga privada del Supermanager y tratan el tema, me atrevo a dar mi visión del lugar que ocupan tanto el juego como las estadísticas en sí en el baloncesto. Allí, en el programa, están divididos. Tras el análisis de pívots tenéis lo que yo opino, o al menos unas pinceladas.

Por pasar rápido al análisis, nos encontramos con el descanso del Barça esta semana. Salvo que queramos poner paños calientes para no ofender a los blaugranas, lo único que esto provoca es que no tendremos a Ante Tomic. La solución es sencilla: meter otro pívot por él y ya está. Otro tema será su regreso, viendo lo ocurrido en Euroliga y con Faverani (fichado) en vez de Dorsey (despedido). ¿Nos habremos quedado sin Tomic para el SM? Imposible saberlo ahora mismo.

El mayor problema vendrá la próxima semana con el descanso del Real Madrid. La ausencia de Llull y Doncic será un quebradero de cabeza para la mayoría. Habrá que irse a aquello de “es igual para todos”, por consolarnos. Eso sí, será tan importante acertar con sus sustitutos como planificar su entrada después. El número de cambios es el que es y aunque la presencia del Valencia como siguiente equipo “descansa” ayuda, no alivia del todo el problema. Será una jornada importante con los cupos y haremos una sección especial con ello.

Por lo demás, hay que esperar y ver la adaptación de Kevin Tumba al UCAM y qué noticias nos llegan de Alen Omic y Unicaja, aunque sea por pensar cómo influirá en Dejan Musli. Pero si esto os parece poco, aterriza Nicolás Laprovittola en Vitoria. Nos queda ver con cuántos balones les dejarán jugar, cómo cambiará eso su juego, si solo afectará a Rafa Luz o nos descartará a Larkin, si cambiará algo en Beaubois… Todo lo que digamos por adelantado es pura especulación. Ni son los únicos movimientos ni serán los últimos. No está mal que se anime el Supermanager. Suerte a todos; comenzamos (y echad un ojo al artículo del final).

Los equipos que descansarán las próximas jornadas:
J16: Divina Seguros Joventut
J17: Herbalife Gran Canaria
J18: FC Barcelona Lassa
J19: Real Madrid
J20: Valencia Basket Club

bases

  • Facundo Campazzo. Estación Valencia, 20. Estación Unicaja, 24. Poco se puede dudar de él ante Baskonia. Su evolución en el tiro le permite valorar con suficiencia en días en los que está solo normal en otras facetas, y su crecimiento como jugador le permite leer el partido y variar su rol en los días en los que no está fino. Es el líder del UCAM y lo único que nos queda por ver es cómo se asocia con Kevin Tumba tras la marcha de Faverani (que tampoco es que el equipo jugase mucho para él, así que será difícil que la llegada de Tumba le influya para mal al Facu). Tened en cuenta que la próxima jornada visitan Manresa.
  • Sergio Llull / Luka Doncic. Parece ser que no se puede desconfiar de Doncic. Mejor que Llull la pasada jornada y MVP de la anterior semana en Euroliga. Todo el que lo sacó por Albicy, por poner un ejemplo, aún estará maldiciendo. ¿Lo ideal? Hombre, en un mundo perfecto en el que no tuviéramos problemas de cupos podríamos ir solo con Llull ante el Valencia, por la dificultad del partido, e intentar buscar puntos por otro lado. La realidad nos dice que es mucho más sencillo dejar a ambos, cubrir dos cupos, y así liberar plazas en aleros y pívots. Porque tampoco es que haya muchas alternativas que prometan más que el propio Doncic (tanto por mérito suyo como por demérito ajeno). Por si fuera poco, la próxima jornada descansan, por lo que serán cambio gratis.
  • Shane Larkin. Como era de esperar, le hizo un hijo al Bilbao Basket. 25,2 de valoración que si bien no supuso una diferencia sobre Campazzo sí que ayudó a los que llevaban a ambos o a los que, con otras circunstancias, habían corrido dicho riesgo desde jornadas atrás. Ante el UCAM esta semana y el Barça la siguiente, no es cambio obligado; sobre todo porque la próxima semana no podremos contar con Llull ni Doncic en la posición, pero habrá que ver en qué le influye la llegada de Laprovittola. Seguramente muchos optarán por liberar su plaza de extra pues, en condiciones normales, volverá a bordear el 12-15. Y para eso sale mejor meter un nacional y ganar puntos extras en otro lado. Interesante panorama…
  • Andrew Albicy. Pinchazo inesperadísimo y ahora visita al Granca. Si a que no nos gusta como visitante le sumamos la pista que visita, la respuesta se escribe sola.
  • Antoine Diot. Parece haber perdido su estrella. A mí me da la impresión de estar algo más bajo físicamente, de disponer de menos potencia para ciertas acciones. No sé si es fruto de los picos típicos de un plan físico o si es por algún problema, pero lleva casi un mes sin pasar del 10 y jugando ante el Madrid no compensa el riesgo.
  • Bo McCalebb / Albert Oliver. El que más nos interesa,  el primero, que venía en racha, es duda. Bueno, o como ellos dicen “jugará mermado”. Como le tenemos fuera por haber descansado, lo mejor es ahorrarse dramas y no meterle. Ya veremos la próxima… y con Oliver, parecido. No le tenemos, no hay nada que nos diga que hará más que Doncic y el madridista es cambio gratis la siguiente.
  • Mickey McConnell. Me permito nombrarle porque algunos me habéis preguntado por él. Yo creo que es pronto para pensar si puede volver a alguna quiniela. Ha estado mucho tiempo de baja y lo primero será que recupere el ritmo. Siendo extra tiene que estar muy fino para que contemos con él.
  • Davin White. Está en modo diesel, en valores  decentes, pero ni nos gusta fuera de casa ni compensa el riesgo de llevarle en una visita tan dura como la visita a Galicia. Solo ha pasado dos veces de 10 de valoración como visitante, y una de ellas ni cuenta porque fue en Bilbao (ya me entendéis).
  • Albert Sàbat. La presencia de Terry Smith en su posición me da mal rollo. Aún así, si solo nos centramos en él, estamos en las mismas: ha pasado de 15 solo tres veces esta temporada y desde la J11 solo ha pasado de 10 una vez. No compensa. Otra cosa será qué nos planteamos para la próxima con el dilema de los cupos…
  • Omar Cook / Jaime Fernández / Jamar Wilson. ¿Por qué nombro a estos tres? Porque reciben a Bilbao Basket. No me la jugaría con ellos para la general, porque habría que acertar quién quitar y cuál de los tres hace el tope, pero no estaría mal tirar de alguno de ellos en equipos cazajornadas.
  • Tomás Bellas. Enfrentarse a Unicaja pensando que solo pasa de 10 de valoración si sumamos  el total de sus últimas cuatro jornadas, nos quita toda gana de suicidarnos con él.  Que conste que lo he nombrado para evitar preguntas.
  • Nikola Radicevic. Negativazo el suyo tras la buena racha que había pillado. Si se le tiene, por las circunstancias que sean, no me voy a poner yo a relatar todas, se le puede mantener ante Manresa (su 12-15 lo debería hacer). Si no se le tiene, lo ideal sería no gastar un cambio en él.

aleros

  • Edwin Jackson. Puede ser histórico. ¿En cuántos estaba el récord de valoración ACB?
  • Scott Bamforth / Álex Mumbrú. Aunque Bamforth tenga buen partido por delante (más si Mumbrú deja sitio en la línea exterior pasándose al cuatro por la baja de Eric), será difícil optar por él teniendo que llevar ahí algún cupo y contando con el gran estado de forma de otros 4-5 aleros top. Si os lo podéis permitir en algún cazajornadas, perfecto. Si no, ni lo intentaría. Ni siquiera está a un nivel por el que cometer una pequeña locura. Respecto a Mumbrú, las circunstancias le vuelven a dejar como una de las banderitas más lógicas para esta jornada. Poco más que debatir.
  • Adam Hanga / Rodrigue Beaubois. Parecía que Hanga no sería un factor determinante y regresa encadenando 21.6, 28.8 y 25.2 de valoración. Visita a Murcia, recibir al Barça y visita a Andorra. Partidos en los que Baskonia tendrá que luchar y que a él le vienen como anillo al dedo. Si tenéis hueco y os lo podéis permitir, dentro. El caso de Beaubois, como su presencia es como el Guadiana, lo dejo solo para equipos de jornada. Más allá,  y con la llegada de Laprovittola, se antoja temerario.
  • Nemanja Nedovic / Carlos Suárez. Mejoró Nedovic pero ahora mismo, para mí,  está en las mismas que Bamforth o Beaubois. Suárez, por si había dudas, volvió a pinchar. Dura visita a Zaragoza en la que yo no me la jugaría con él para que luego los minutos y el protagonismo sean para otros.
  • Martynas Gecevicius / Robin Benzing. De primeras, para dejarlo claro, nunca contaría antes por Benzing que por Gecevicius (al menos en estos momentos).  Llevar a ambos va a ser imposible, así que nos centramos en Gece y no perdemos el tiempo. No tendrá partido fácil, deberá fajarse con una profunda línea exterior, y no creo que haga, por ejemplo, más que Hanga. Así que el dilema de dejarle o “quitarle por”, dependiendo de los cupos que llevemos, hará que os toque pensar un buen rato. Si fuese como visitante quizá tendría más dudas. No creo que pinche pero sí que estará por debajo de otras opciones. La siguiente juega en Bilbao y recibe al Betis. Planificad…
  • Trent Lockett / Vojdan Stojanovski. Tras doscientas cincuenta mil jornadas alternando valoraciones, decidieron encontrarse en el medio una vez. Dejando las bromas de lado, me sigue gustando más Lockett y pienso que ante Manresa e Iberostar lo puede hacer muy bien por cómo juega y por las debilidades de estos. El problema,  el de siempre, que es extracomunitario.
  • Kyle Kuric. McCalebb tocado y O’Neale baja casi con toda seguridad. Se le vuelven a abrir las aguas para asumir más protagonismo ofensivo. Antes del descanso venía con racha decente, a pesar de pequeños sustos, y en Eurocup también viene cumpliendo a buen nivel. Si no le doy como mejor opción que Gece es porque la próxima visita al Valencia (en contraste con el calendario de Gece) y porque al del Zaragoza se le tiene ya en muchos equipos (y a Kuric en ninguno por haber descansado). Todo esto contando con compararle con Gece, que ni siquiera es la mejor opción.
  • Sergi Vidal. Sin grandes cocos a la vista y tras cumplir ante el Madrid, donde incluso pudo haberse acercado al 20 si no hubiese cangrejeado (ni perdido el bonus), asoma como la alternativa amarrategui, como la tarifa plana de estas próximas jornadas. Ante las dudas con otros cupos y todo lo que rodea a su juego (de lo que ya hemos hablado mil veces), a veces es mejor malo conocido que bueno por conocer.
  • Rafa Martínez / Fernando San Emeterio. Tras el negativazo de San Eme en la anterior, fue Rafa el que se fue al negativo la semana pasada. Pobre del que pillase a ambos vía cambios. Enfrentándose al Madrid me gusta más San Eme que Rafa Martínez, pero esta semana es más que posible no correr riesgo alguno con ambos y optar por Mumbrú y Vidal. Si se tiene que ir con alguno de los dos, por falta de cambios, para conservarles ante el Granca y después pillar su cambio gratis, no seré yo quien os monte el drama del siglo. Sin embargo, ya sabéis mi preferencia.
  • Rudy Fernández. Flojeó algo, también le veo por detrás de Mumbrú y Vidal, pero creo que su mínimo es más seguro que el mínimo de los dos jugadores del Valencia. Si se le tiene y no se le puede quitar, la próxima sale gratis. Que cada cual eche sus cuentas.
  • Ivan Paunic. Como local, sin Popovic y ante la Penya, podría ser uno de los topes de la jornada. Hay que ser muy valiente para jugársela para la general, contando que la siguiente sería cambio por su visita a Málaga, pero para los cazajornadas podría ser indispensable.
  • Marius Grigonis. No sé si estará recuperado del todo. No le veo haciendo un tope en Galicia. Acumulamos suficientes alternativas como para arriesgar tanto.
  • Pere Tomàs. Alguno me ha preguntado por él, así que les daré el gustazo de nombrarlo. Pienso, porque es algo que ya hemos vivido, que toca esperar con él si es una racha de esas en las que a su plenitud física le une el acierto ofensivo, o si solo han sido un par de partidos. Por rol y calendario no será fácil optar en exceso con él, pero esta semana, ante el Betis, sí que podría ser un cupo alternativa para los cazajornadas. Me sorprendería muchísimo verlo en un equipo de la general…

pivots

  • Giorgi Shermadini / Beka Burjanadze. Viendo el campo que visitan, a Beka le descartamos de primeras por prudencia. Lo de Shermadini es otro tema. ¿Alguien puede pensar en quitarle tras firmar 41 y 39,6  las dos últimas jornadas y viendo la superioridad que manifiesta sobre todos sus rivales? Además, la siguiente la juega contra la Penya. Los experimentos, con gaseosa.
  • Gustavo Ayón / Felipe Reyes. Gran parte de las opciones del Real Madrid ante el Valencia pasarán por Ayón. Contando con no tener la baza de Tomic y que Ayón es cambio gratis, si se le tiene hay que dejarle sí o sí, y si no se le tiene hay que pensárselo. No creo que se salga pero viendo lo que los taronjas han permitido a otros interiores, debería cumplir (15-18). El caso de Reyes me parece distinto esta jornada. La batería de cuatros en el Valencia es profunda y me parece que le tocará librar más tareas de intendencia, más trabajo sucio, que relevancia propia del ataque.
  • Dejan Musli. Difícil valorarlo sin saber si debutará, y cuánto jugará, Omic. La jornada pasada, saliéndose, acabó firmando solo 22,8. Y es que ya hemos explicado el problema coral de Unicaja con la valoración. Si se le metió pretendiendo arriesgar con él en Zaragoza, no me meto. Si no se le metió, no arriesgaría
  • Bojan Dubljevic / Will Thomas. Despacho rápido a Thomas como factor sorpresa para algún cazajornadas. Lo de Dubi es más peliagudo. Creo que cumplirá. No se debería salir pero sí lograr una valoración media que no lastre si se le mantiene. Si no se le tiene, no le ficharía. La siguiente, antes de descansar, recibe al Granca. Tenemos calendarios mejores. Tenedlo en cuenta.
  • Isaac Fotu / Stevan Jelovac / Henk Norel. Otros en un saco parecido. Comentábamos que se podía mantener al que tuviéramos de los tres y cumplió, más o menos. Norel se salió, como habíamos comentado un par de análisis atrás, y la pena fue su venta en muchos casos. Ante Unicaja no será todo tan fácil y solo mantendría a alguno de ellos si hablamos de Fotu y de Norel. Si no les tengo esperaría, pues no creo que hagan tope. Que la siguiente jueguen en Bilbao y después reciban al Betis ayuda a planificar.
  • Aaron Doornekamp / Fran Vázquez. Espabila poco a poco Fran, pero considero prematuro optar por él. Doornekamp me gusta más, pero el Obra es fuerte en su posición y podría mantener un buen día anotador pero uno malo en porcentajes y/o valoración. Para cazajornadas, cero pegas. Si alguien quiere arriesgar, tiene a Betis y Joventut después.
  • Tornike Shengelia / Johannes Voigtmann / Kim Tillie. El primero está mal, el segundo ha bajado demasiado sus números y el tercero no es suficiente. Contad también con la vuelta de Bargnani, para quitarle un poco a cada uno de ellos. Y todo eso sin hablar de Diop… El partido será muy distinto si la nueva incorporación del UCAM no juega, pero es algo que no sabremos hasta el inicio del choque. Incluso sabiéndolo, habría que acertar con la opción a meter.
  • Jerome Jordan. A pesar de su buen partido ante el Madrid, no imagino una valoración excesiva como para arriesgar con él. Las dudas con Diagné nos podrían dar alguna pista más.
  • Rasid Mahalbasic. Frenazo en su progresión pro bróker tras sufrir, nunca mejor dicho, a Shermadini. Esta semana en Manresa lo tiene mejor. Pocas dudas para ir con él y se le puede mantener la siguiente, como local, ante Iberostar.
  • Ivan Buva. Asoma porque Eric es duda y les queda poco más. Esperemos que el exceso de protagonismo no le pase factura. Ante el Zaragoza, la siguiente, no me va demasiado, sobre todo si volviese Eric… Esta jornada, ante Estudiantes, lo debería hacer bien. Viene de cumplir en mínimos bastantes jornadas y el rival y las circunstancias deberían elevar sus cifras. No sé si como para arriesgar con él en la general pero sí, de nuevo, para cazajornadas.
  • Shayne Whittington. 20, 17, 18 y 14. Vamos sumando números a la progresión. Debe dar otro paso para considerarle atractivo siendo extra. Pena que no ofrezca las mismas sensaciones de principio de temporada. Si alguien quiere arriesgar, encadena Tenerife, Estudiantes y Manresa. Para gustos, colores.
  • Anzejs Pasecniks. Podría ser un día en el que pasar de su 12 habitual al 20, y también uno en el que sufrir el efecto Shermadini y pinchar como Mahalbasic la semana pasada. Viniendo de descanso, mejor dejarlo tranquilo.
  • Luka Bogdanovic. Cuidado si el partido sale de alta anotación no sea que el factor determinante para los cazajornadas sea él. Por tipo de jugador y rivales que se han aprovechado del Fuenla, no sería extraño. Para la general no estoy tan loco…
  • Xavi Rey. Asoma como posible cupo. La lesión de Trapani se debe tener en cuenta. Encadenar en casa Betis y UCAM también. No creo que esta jornada sea necesario.

estadisticaadebate

La visita a Punto Pelota Obra (Santiago TV) de nuestro boss Roberto Anidos nos permite caldear el ambiente, que no viene mal en esta ola de frío, con un debate sobre algo en lo que nunca nos pondremos de acuerdo en el mundo del basket: las estadísticas. El debate tiene matices. Matizaré. En él entra en juego el Supermanager. Lo meteré en  el saco. Y como vosotros ya conocéis vuestra propia opinión, suelto la mía. Si abro la mente a alguien, al menos una persona, me daré por satisfecho. Que conste que no es una carta abierta al programa. Es más, ellos ni tuvieron el debate en sí. Pero sí que se notó, por los breves comentarios escuchados, que todos se conocían, cual familia, y por  tanto daban la discusión por zanjada. Me alegraría si mi visión, expuesta a la generalidad,  les parece al menos plausible y/o coherente.

¿SE CUESTIONA LA ESTADÍSTICA O SE CUESTIONA LA VALORACIÓN?

Nunca he entendido el desprestigio al que se intenta arrastrar a veces a la “estadística” por parte de algunos sectores de este nuestro deporte. No puedo dar lecciones como periodista, porque no lo soy. No puedo dar lecciones como jugador o entrenador, porque tampoco lo soy. Como economista no sé si puedo dar lecciones, pero al menos sacaré mi amor por los números para explicar varias cosas. En realidad, siendo sincero, siempre he creído que las estadísticas, en el baloncesto, no le gustan a quien no las comprende, que desnudan las vergüenzas de los que no tienen costumbre de utilizarlas y que, en la mayoría de los casos, son discutidas por quienes no logran darle un uso adecuado.

Palabra clave: adecuado. Es fácil, y muy goloso, agarrarse a la “valoración” para desprestigiar la estadística.  Que si no refleja muchas cosas del partido, que si hay intangibles que no cuentan, que equipara acciones que para algunos son más o menos influyentes que las otras, que no expone el trabajo que realizan muchos jugadores en pos del equipo… podría seguir así un rato. De acuerdo, pero hasta ahí llega este argumento de patas cortas. Las estadísticas pueden ser tan avanzadas como queramos, tan particulares como necesitemos, tan minuciosas como cada cual requiera e igual de útiles que la capacidad u obsesión que alguien tenga para utilizarlas y entenderlas.

Así que en puridad, la validez de las estadísticas como herramienta de análisis de partidos es un hecho. Otra cosa será que no dispongamos, normalmente, de un boxscore (por sacar ya el término) lo suficientemente extenso o desglosado. O mismamente, que para nuestro objetivo de análisis, para nuestra conclusión, no estemos utilizando la estadística adecuada. Desprestigiar a la estadística avanzada alegando que la valoración no cuenta todo vendría a ser como infravalorar la caja de herramientas de un mecánico de  la NASA porque nosotros en casa intentemos clavar una alcayata con un destornillador de estrella.

Creo que a este punto, al menos hasta aquí, habremos llegado la mayoría en sintonía. No me creo que un entrenador de élite no maneje estadísticas avanzadas. Al igual que muchos deslizan que no les gusta el tema de  las estadísticas simples, o de la valoración, y lo primero que hacen tras cada partido es pedir el boxscore, completo o por cuartos, y mirarlo. Y no solo entrenadores, sino jugadores también.

Pero bueno… aún así, admitiendo pegas a la valoración y al pulpo como animal de compañía (ya volveré con la valoración y sus detalles más adelante), la estadística, para mí, no está a debate. Un entrenador de élite sabe cómo defiende su rival por posición, dónde y cómo reciben los rebotes, posesiones o puntos a los que juegan, influencia de su segunda unidad, en qué zonas y situaciones tiran mejor, ¿sigo? Podríamos estar nombrando situaciones todo el día y gastando otro día más para detallar condicionantes de cada una de ellas. Y sí, señores, sí… eso, aunque no les guste, es estadística.

ESTUDIAR LA ESTADÍSTICA

Uno de los errores más habituales de quien echa por tierra la estadística es dar por hecho que la generalidad de los que miran o utilizan la estadística no ven los partidos, no conocen la competición, no conocen a los jugadores y/o son meros consumidores ocasionales de basket. Pocos consumidores ocasionales conozco que hayan tenido un boxscore en la mano y hayan logrado decir algo coherente.

No hay que sacar la estadística de su contexto. Un VHS era “tecnología actual” si lo ponemos en su contexto, pero si se lo damos ahora a un crío de seis años en un colegio no sabe ni qué hacer con él. Hablar de un número en sí, sea cual sea, si no se conocen más parámetros, es arriesgado. Unos cuantos se agarrarán a ello y aprovecharán para atizarle al Supermanager. Explico y desmonto eso después.

Estudiar la estadística no es solo ver un valor, es ir más allá. Es saber ver lo que supone para propios y extraños cada acción. Es un error muy generalizado echar en cara a la estadística general, o a la valoración, que no muestran de primeras la influencia de un jugador en un momento decisivo. Pongamos el manido ejemplo de X ha hecho mal partido, un partido horrendo, y se casca un -6 de valoración pero va y mete el tiro decisivo con el que ganan. ¿Mal partido? ¿Buen partido? Ahí está el error. En dar más importancia al hecho aislado, salga a favor  del jugador (como en nuestro ejemplo) o en contra (puede ocurrir que un jugador se salga pero falle el tiro decisivo), y no a la generalidad del partido.

Toda acción, repito, toda acción, influye en el resultado. Aunque ganes de 20 puntos. Una pérdida de balón y contraataque, para un +6 vía triple, en el segundo cuarto, no deja las mismas circunstancias (ni de partido ni psicológicas) que anotar un triple y poner el empate en el marcador. Y ya ni me paro a explicar la diferencia entre esa jugada, con falta antidepotiva al perder el balón, o lo contrario, penetrar y sacar, yo que sé, una tercera falta al pívot estrella rival. Pues en el caso del jugador que se casca un -6 de valoración pero mete el tiro definitivo, lo mismo. Si ha llegado a firmar un -6 es porque ha realizado, durante los minutos anteriores, un cúmulo de acciones negativas que, de no haberse dado, quizá habrían propiciado un escenario en el que su tiro final, ganador, ni habría hecho falta, porque habrían ganado antes. Los supuestos tanto para bien como para mal tienden a infinito.

Otro tema será si somos inteligentes y entramos a distinguir valores, a estudiar la estadística, y lo hacemos con el contexto presente, sabiendo el rol del jugador, las circunstancias y cualquier matiz que proceda. Y lo voy a demostrar solo con la valoración, porque si entramos a valorar la estadística completa en sí no hace falta ir más allá, porque ella misma lo explica, siempre que miremos en el lugar adecuado, claro.

Si por ejemplo Edwin Jackson acaba un partido con 0 de valoración, siendo un tipo que lleva un año de 21 de media, podemos afirmar que ha hecho un mal partido. Y no va a haber nadie que me convenza de que ha hecho un buen partido. ¿Por qué? Porque conocemos las circunstancias del jugador, su contexto, su juego, y en qué suma y en qué resta. Eso se llama análisis. Jackson firma 21 de media por partido. Esos 21 de media salen de promediar, más o menos, 22 puntos, 4 rebotes, 3 asistencias y 5 faltas recibidas. Yo (no como yo en sí, sino como persona que analiza), que sé todo esto, que sé que no ha bajado en todo el  año de 15 de valoración más que dos veces (para firmar un 9 y un 10), si veo un rosco en su casillero sé que ha sido un partido malo sí o sí. Es el referente del Estudiantes, es su  manija muchos minutos, y si con los minutos que juega, con lo que asume en penetración y tiro exterior, si aún así hace un 0, señores, no hay nada que me pueda explicar después un partido excelso del señor Edwin Jackson. En sus números, incluso yéndonos a supuestos extremos, tendría que dejar de hacer muchas cosas de las que habitualmente hace, y hacer otras mucho peor, para llegar a ello.

Por tanto, el rol, las circunstancias, el contexto, se deben tener en cuenta. Al igual que, en un caso contrario, las tendremos en cuenta para saber que una valoración baja de un jugador con rol defensivo, de rango más bajo, es más lógica, más habitual, que la de un estilete que lleve el peso ofensivo (como Jackson). Y si todo esto no se tiene en cuenta porque no se conoce, el error está en no conocer todo esto para saber estudiar la estadística. Vendría a ser como aquello de “el desconocimiento de la ley no exime de su cumplimiento”.

Cierro pues el estudio de la estadística. Aislar una valoración en sí, sin analizar qué jugador la realiza, todo lo que rodea a este, es peligroso. Siempre nos encontraremos con los números trampa, con ese jugador que maquilla estadísticas con el partido resuelto, con ese jugador que se favorece de la ola de un parcial favorable y no sufre la desdicha del momento álgido del equipo contrario. Evidente. En eso nadie os va a quitar la razón… pero en sucesos a los que no llega la manta de la valoración, sí que llega el nórdico de la estadística avanzada. Porque una intimidación no cuenta en la valoración, pero sí se puede reflejar en números, en porcentajes de tiro, en cómo varía su ataque el rival, en cuánto varía el rebote de ataque contrario, en mil cosas; se puede estudiar… Porque los bloqueos también se pueden estudiar. Se puede saber de cuántos bloqueos se sale limpio dependiendo quién los hace, a qué tipo de jugador se los hace, cuántos acaban en tiro exterior y cuántos en asistencia para canasta en la zona. Todo son números, en baloncesto, todo son números. Todo depende de cuán lejos queráis ir en el estudio de la estadística. No es lo mismo decir “al Real Madrid le cogen 12 rebotes ofensivos por partido” que decir “el porcentaje de rebotes que se llevan los pívots contrarios de más de 2.10m que juegan ante el Madrid cuando Ayón está en cancha en los tres minutos finales de 2º y 4º cuartos es X”. Y es un ejemplo muy soft, que podría haber sido más rebuscado…

EL SUPERMANAGER Y SU INFLUENCIA

Si dijese que todo lo malo que se dice o se asocia a la valoración encierra un punto de  desprecio al Supermanager, seguramente no me equivocaría. Y si dijese que todo lo malo que se dice o asocia al Supermanager es por ese buenismo, esa vertiente políticamente correcta que impide decir públicamente que un jugador es malo o no aporta, seguramente tampoco me equivocaría.

Y con esto volvemos al desconocimiento de lo juzgado. Primero, señores, porque el Supermanager en sí no tiene solo una categoría, la valoración, la cual podría ser atacada por encumbrar a un cierto número de jugadores que semana tras semana firman buenas actuaciones, al menos en lo que a la valoración en sí se refiere. Tenemos también categorías específicas (anotación, rebotes, triples y asistencias) que no miden la valoración, eso que tanto se demoniza, sino especializaciones que puede tener un abanico muy variopinto de jugadores. Incluso tenemos la clasificación de bróker, dentro de la cual podemos ver un análisis positivo o negativo de cualquiera.

Segundo, reconociendo que gran parte de los usuarios del juego se dedican solo a la general principal en sí, a la valoración, me parece muy atrevido pensar que la persona que juega ve el proceso como un mero número en sí. Esto va más allá. Esto va de saber el tipo de jugador, de cómo valora, de cómo le influye lo que ocurre en el equipo y en el contrario, de conocer rachas, lesiones, de saber qué rivales le vienen bien y qué rivales le vienen mal, de si en caso de tener un mal día es capaz de sumar en otras facetas… de múltiples factores que hacen que un usuario se acabe decidiendo por  A, B o C en su equipo antes del cierre de cambios. Invitaría a más de uno a ver las preguntas que se mandan cada semana, los razonamientos que se dan, y ver si me dicen después que eso no es baloncesto.

Porque el Supermanager también es baloncesto. La gente que juega a él habla más de factores propios de un scouting que el 80% de los periodistas de este país. ¿Cuántos artículos se hacen realmente hablando del propio juego en sí, de lo que ocurre, de los jugadores? ¿Vamos a quejarnos de un juego que fomenta el conocimiento de nuestro baloncesto, de nuestra ACB, de nuestros jugadores? Quizá solo me ocurra a mí, quizá sea un hecho aislado, pero yo noto una gran diferencia de conocimiento (tanto en cantidad como en profundidad) sobre jugadores ACB entre amigos a los que les gusta el basket y juegan al SM y a los que les gusta el basket pero no juegan. Y quien dice jugadores dice también ciertos aspectos del juego, tendencias, actualidad y demás. En este caso incluso me puedo poner a mí de ejemplo. Este año, viendo más partidos de Euroliga que otras temporadas, conozco menos la profundidad del roster de bastantes de los equipos que temporadas atrás, cuando jugaba al Fantasy (el Supermanager de la Euroliga). Y me pasa también con la NBA, a pesar de ver mínimo un partido de media al día…

Quiero pensar que, cuando hago los análisis del SM y explico ciertas cosas sobre el juego, la base que utilizo es sólida. Quiero pensar que los datos que doy, y los hechos que relato, explican la situación de ese jugador, sus circunstancias, su contexto. Y quiero pensar que esa información no resta conocimiento sobre baloncesto sino que suma. Aunque sea poco, pero suma.

Quiero pensar que explicar con números por qué la defensa de bases del Bilbao Basket es un chollo no es algo vacío de conocimiento. Quiero pensar que cuando se explica que Campazzo, Rice, Fogg, Diot, Larkin, McCalebb, White, Lafayette, Doncic (¿sigo?), etc le han hecho un hijo, o dos, al Bilbao Basket, la estadística está mostrando una evidencia, una tendencia, algo que es palpable, analizable, algo que es baloncesto y que incluso muchos se han llegado a dar cuenta gracias al Supermanager, o a los análisis para él.

Quiero pensar que explicar con números por qué Paunic es glorioso como local y horrendo como visitante no es algo vacío de conocimiento. Quiero pensar que cuando se explica por qué Fogg primero es alternativa y luego no lo es, con números, con situaciones, la estadística está mostrando una realidad, una dinámica, un hecho que cambia la forma de jugar de Unicaja y de tomar ciertas decisiones. Y quiero pensar que es mejor que haya gente que se dé cuenta de esto por haber llevado a Fogg en el SM y luego no poder llevarlo, a que haya gente que ni lo sepa ni se plantee que no lo sabe.

Quiero pensar que saber cuál es el rol de Rojas en el UCAM, saber que le puedes llevar en rebotes pero no en valoración, e incluso conocer la razón por la que un jugador como él no valora, no es algo vacío de conocimiento. Quiero pensar que saber por qué Oleson y Rafa Martínez vuelven a ser alternativa este año, rebajando su rol de especialista defensivo y progresando en sus números ofensivos, es algo que se ve gracias a la estadística. Quiero pensar que el claro reflejo en la estadística de las dos caras de Maciulis, una cuando solo defiende y no se atreve en el tiro y otra cuando está intenso en el rebote y martillea desde el triple, no es mera casualidad. Quiero pensar que explicar por qué Ilimane Diop cuesta más que Claver no es algo vacío, no es un chascarrillo de bar al azar, sino que logra explicar la situación, trabajo y rendimiento de uno y otro sin que tenga que parecer que es un menosprecio a Claver.

Podría llegar a nombrar una situación con cada equipo o jugador ACB, pero lo único que quiero pensar es que la estadística, y el Supermanager, también son baloncesto.

Uso de cookies

Utilizamos cookies para personalizar el contenido y los anuncios, para ofrecer funciones de medios sociales y para analizar el tráfico. También compartimos información de su dispositivo con nuestros partners de medios sociales, publicidad y análisis. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies