El Herbalife Gran Canaria exhibe orgullo para eliminar al campeón francés (77-78)

Roberto Anidos
por Roberto Anidos publicado en Eurocup

Por segundo año consecutivo, el Herbalife Gran Canaria estará en los cuartos de final de la Eurocup

Nunca subestimes el corazón de un campeón. El Herbalife Gran Canaria no lo hizo, pero el equipo claretiano sufrió en sus carnes la rabia de todo un campeón de Francia en el inicio del choque. El Limoges CSP arrancó con todo y con un acierto exterior demoledor. Boungou-Colo se erigió como figura clave, anotando dos triples y lanzando a los de Vujosevic (2-8, minuto 3).

Los de Aíto García Reneses no cambiaron su guion. El diálogo quizá había variado pero el Granca fue fiel a su estilo. Un triple de Salin acercaba a los isleños en el marcador, pero la ira desatada de los galos siguió cabalgando en el Gran Canaria Arena. En un intercambio frenético de golpes apareció Traoré. El internacional francés causó estragos en la pintura y obligó a Aíto a pedir el primer tiempo muerto (11-22, minuto 8). Un parón balsámico que permitió a los amarillos cerrar el cuarto con un parcial de 7-2 (18-24).

La buena dinámica de los últimos compases de primer acto siguió acompañando el juego local. El Herbalife Gran Canaria endosó a Limoges CSP un parcial de 8-2 en la salida de cuarto y un triple de Aguilar igualaba el encuentro (26-26, minuto 13).

Vujosevic pidió tiempo muerto esperando un resultado similar al obtenido por Aíto en el primer cuarto, pero los triples seguían martilleando el aro francés. Existió reacción pero fue una tímida que culminó Boungou-Colo con un triple. Al descanso, el Herbalife Gran Canaria había recuperado el terreno perdido (42-42).

Cambiaron las caras y cambiaron los guarismos en el tercer cuarto. El paso por vestuarios no sentó bien a ninguno de los equipos. Ambos protagonizaron una primera mitad del acto para olvidar, plagado de errores. Algunos bien forzados por las defensa, y otros propiciados por lecturas erróneas del juego. Limoges, eso sí, se aprovechó de ello y, desde la pintura, cercó al Granca (44-50, min. 25), que no conseguía anotar desde fuera.

En seis minutos de cuarto el tanteo para los amarillos eran de solo dos puntos, por diez franceses. El hierro escupía todos los tiros claretianos, pero la afición tiró de los suyos, que además se exprimían en defensa. Newley clavaba un triple con la mano del defensor delante, pero luego replicaba el internacional alemán Schaffartzik. Aíto lo paraba (47-55, minuto 28) buscando el mismo cambio obtenido en el primer cuarto. No surtió el mismo efecto, y el internacional francés Ali Traore seguía marcando territorio (54-61).

Brad Newley no paró en su empeño de clasificar a su equipo a otros cuartos de final europeos. El australiano fue el jugador más destacado de los amarillos y en el último cuarto fue el único que, en los compases iniciales, estuvo enchufado. Le apoyó DJ Seeley en momentos puntuales, pero el Limoges CSP seguía mandando. Bo McCalebb hacía acto de presencia con dos triples (61-70, minuto 36) que ponía a ocho puntos la épica remontada para los galos.

Sin embargo, el Herbalife Gran Canaria respondió siempre. En todo momento. Con inteligencia allí donde no llegaba el físico; o con fuerza cuando el talento no alcanzaba. La actitud claretiana fue ejemplar en todo momento.

Tanto fue así, que en los momentos finales del choque a punto estuvo el Herbalife Gran Canaria de ganar el encuentro. Con la clasificación en el bolsillo, dos triples seguidos de Kevin Pangos hacían explotar al Gran Canaria Arena. Sin embargo, el Limoges CSP se llevó la pequeña batalla desde 4,60 con dos tiros libres. La guerra, eso sí, fue para un Herbalife Gran Canaria que jugará los cuartos de final contra el Stelmet Zielona Gora, campeón de Polonia.

77 – Herbalife Gran Canaria (18+24+12+23): Oliver (5), Salin (10), Newley (13), Báez (5) y Omic (15) -cinco inicial-, Aguilar (5), Rabaseda (4), Seeley (6), Savané (-), Pasecniks (2) y Pangos (12).

78 – Limoges CSP (24+18+19+17): Westermann (10), Schaffartzik (-), Boungou-Colo (16), Daniels (8) y Zerbo (2) -cinco inicial-, Gatens (3), Camara (-), McCalebb (17), Diawara (-), Traoré (19) y Payne (3).

Árbitros: Sahin (Italia), Halliko (Estonia) y Baumanis (Letonia). Eliminaron por faltas personales al local Rabaseda (min. 39) y a los visitantes Traoré (min. 37) y Daniels (min. 39).

Incidencias: partido de vuelta de la eliminatoria de octavos de final de la Eurocopa de baloncesto disputado en el Gran Canaria Arena ante 4.652 espectadores

Herbalife Gran Canaria web

Uso de cookies

Utilizamos cookies para personalizar el contenido y los anuncios, para ofrecer funciones de medios sociales y para analizar el tráfico. También compartimos información de su dispositivo con nuestros partners de medios sociales, publicidad y análisis. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies